Zona de trabajo ideal Home Office / Home School 

30.04.2020

Muchos de nosotros hemos sufrido un cambio radical en nuestra forma de trabajar. Mudando nuestro centro de labores o estudio a nuestras casas. Pero ¿Contamos con un ambiente ideal para este fin?.

Si bien lo más conveniente es separar los espacios de descanso y de trabajo. Lo cierto es que el truco está en aprovechar el poco o mucho espacio que tenemos. Es así que algunos tendrán que adaptar alguna zona del dormitorio, la sala o hasta un pasillo. Y otros podrán utilizar toda una habitación de manera exclusiva. 

1. Una buena iluminación

Siempre que podamos debemos elegir el espacio con la mejor iluminación. La luz natural es beneficiosa para nuestra salud visual y por supuesto para la factura de fin de mes!.

Para las horas de poca luz o para los que no cuentan con una ventana cerca. Es importante trabajar tanto la luz general, como la iluminación de apoyo directamente sobre la zona de trabajo. 

Puedes diseñar un mueble aéreo con retroiluminación propia, que no sólo será útil sino muy decorativo, o lámparas de mesa. En ambos casos hay que graduar la altura de manera adecuada para evitar caiga directamente hacia los ojos.

2. Las medidas correctas

Todo dependerá si la zona de trabajo es para un adulto o un niño (o si eres muy muy alto). Para las medidas de la mesa de trabajo o escritorio, se maneja un estándar de 75cm de altura. Pero esto podría variar desde los 50cm a 70cm para niños, dependiendo de la edad, hasta los 14 años aproximadamente.

La altura para el espacio de almacenamiento también es muy importante. Sobre todo si eres una persona de baja estatura. No queremos que necesites unas escaleras!. 

3. Espacio de almacenamiento

Dime que objetos tienes y te diré cuanto espacio necesitas. Dependerá mucho de la actividad a la que te dediques, si eres contable o administrativo seguramente tendrás miles de archivadores y necesitarás muchas cajoneras amplias para almacenarlos. 

Los estudiantes o los artistas por su parte, necesitarán cajones para guardar adecuadamente accesorios pequeños y poder encontrarlos con facilidad. Haz una lista de los utensilios que usas y será de gran ayuda para determinar cuantos, y de que tamaños serán tus muebles de almacenaje.

4. Muebles cómodos

La forma y material de tu silla de trabajo ¡debería estar en el punto uno!. ¿Quién no necesita estar cómodamente sentado para soportar ocho o más horas de trabajo?. 

Si no tienes la posibilidad de contar con una silla de cuero o tapizada de algún otro material. Siempre podrás usar cojines, que no sólo te darán comodidad, sino que aportarán un super estilo a tu escritorio. 

5. Full accesorios! 

La mejor manera de mantener tu área de trabajo ordenada es con accesorios. Portalapiceros, portapapeles, pizarras de corcho, pizarras acrílicas. Infinidad de accesorios que apoyarán a tu ardua labor y evitarán un cuadro de estrés laboral.

Todo está en nuestras manos. Adaptémonos con creatividad y muy buen humor, a los cambios que nos plantea el futuro. Mira lo que tienes, reutiliza o de lo contrario pide ayuda a un profesional, para que aproveches al máximo tu zona de trabajo.