Yo soy Darks

21.11.2018

Muchas personas le temen a los colores oscuros. Que reduce el espacio, que lo oscurece todo o que le quita el toque familiar a los ambientes. Nosotros no creemos lo mismo. ¡Los colores oscuros son lo mejor!. 

Aquí te explicaremos por qué.  

Un color como el negro o el azul acero oscuro, pueden aportarnos esa sensación de profundidad, que es todo lo contrario a reducir el espacio. La idea tampoco es convertir nuestra sala en un agujero negro. La proporción correcta, en el muro correcto.

Estos colores darks, son tan modestos que nos permiten combinarlos con otros tonos; mucho más suaves como los pasteles o muy vivaces como un amarillo oro. Es decir, nos permiten ser muy versátiles con la paleta de colores.

Y para terminar de derrumbar mitos, estas tonalidades se complementan perfectamente con la madera y la vegetación. Lo que volverá cualquier ambiente muy familiar y acogedor. De más está señalar que la iluminación cálida es lo ideal para los espacios residenciales, pero de esto hablaremos en otro artículo. 

En resumen, no teman utilizar los colores oscuros en sus diseños. Le aportarán no sólo lo que mencionamos líneas arriba, sino que le darán un aire moderno y elegante a tu habitación o a tu sala de estar. También podría resaltar muy bien algún detalle especial de la arquitectura.

El secreto siempre está en saber dónde, cómo y cuándo utilizarlos. Anímense, quizá tu casa rompa estereotipos y lleve a mas personas al lado oscuro de la fuerza.